Catupecu Machu


Catupecu Machu

Catupecu Machu

Catupecu Machu
Catupecu Machu.jpg
Catupecu Machu en Rock al parque 2007, en Colombia. En aquella oportunidad, lograron reunir 100.000 personas.
Información personal
Origen Bandera de Argentina Buenos Aires, Argentina
Información artística
Género(s) Rock Alternativo
Funk rock
Pop rock
Rock industrial
Rock experimental
Folk rock
Período de actividad 1994-Presente
Discográfica(s) Mueve! Discos
EMI
Web
Sitio web www.catupecumachu.com
Miembros
Fernando Ruiz Díaz
Gabriel Ruiz Diaz
Javier Herrlein
Martín "Macabre" González
Sebastián Cáceres
Antiguos miembros
Miguel "Abril" Sosa
Marcelo Baraj
Esteban "Pichu" Serniotti
Héctor "Zeta" Bosio
Mariana Baraj

Catupecu Machu es una banda argentina de rock, entre varios otros géneros y mezclas musicales, formada el 19 de abril de 1994[1] en el barrio porteño de Villa Luro.[2] [3]

La banda ha realizado importantes covers como "Hablando a tu corazón" de Charly Garcia o "Seguir viviendo sin tu amor" de Luis Alberto Spinetta.

En un primer momento la conformaban los hermanos Fernando y Gabriel Ruiz Díaz y el baterista Javier Herrlein, quien abandonaría la banda al poco tiempo pero volvería en 2002. Gabriel Ruiz Díaz sufrió un serio accidente automovilístico el 31 de marzo del 2006, del cual se está recuperando lenta pero satisfactoriamente. El único miembro que ha permanecido desde el principio de la banda es el guitarrista, vocalista y líder de la banda Fernando Ruiz Díaz. Otros músicos que participaron fueron por ejemplo los hermanos Baraj, Miguel Sosa, e incluso Zeta Bosio, el legendario bajista de Soda Stereo.

La idea de la banda era en un principio formar un Power Trío similar a esta última banda,[4] la cual era la preferida de Fernando Ruiz Díaz, sin embargo con el tiempo fueron alternando entre varios modos de ejecutar la música (como tríos con un teclista o acordeonista invitado, o quintetos) hasta llegar a ser un cuarteto. Musicalmente nunca se mantuvieron en un único género musical; en sus inicios auto-calificaron su música como "Hardcore funky con el espíritu del primer Sumo, realizado por los fans de Luis Alberto Spinetta y Soda Stereo". Más tarde se dedicaron a cambiar su estilo musical en cada disco que lanzaron (por ejemplo, la brecha que hay entre Cuentos decapitados y Cuadros dentro de cuadros) y a inventar otros (por ejemplo, el "capítulo 1" de Laberintos entre aristas y dialectos). Otras de sus variaciones incluyeron las características sonoras de sus presentaciones (de recitales normales a cuadrofónicos, con "sonido sorround 5.1", acústicos, etc.). En partícular el sonido de la guitarra eléctrica de Fernando Ruiz Díaz es una característica especial de la banda, en temas como "A veces vuelvo", "El número imperfecto" o el instrumental que realizó la banda para la película "Que sea rock" en el 2006; aunque también es característico el sonido que desarrolló en temas como "Viaje del miedo" y "Dialecto".

A pesar de haber nacido en un momento donde en la Argentina el Rock Stone o barrial estaba en auge, Catupecu creció empleando gestos contrarios a dicho género, como por ejemplo utilizando una diversidad musical y una política de no inclusión de letras que hablaran de política, drogas, alcohol y otros vicios dentro de su repertorio. Esto no le impidió que los fanáticos del rock influido por los Rolling Stones se acercaran a la banda, como dio testimonio la prensa y el mismo Fernando Ruiz Díaz, a pesar de que a este no le gustara dicho género musical y sus características (razón por la cual desde sus inicios criticaría al género, criticaría en una nota del 2005 la actitud del grupo de rock stone Callejeros[5] y en 2007 su banda no tocaría en el Cosquín Rock por la inclusión de dicho grupo[6] ). Catupecu forma parte de una camada de bandas nacidas o aparecidas en la primera mitad de los años '90 que finalizaría con el auge del rock stone, al cual no pertenecían. Otras bandas de esta camada fueron por ejemplo El Otro Yo, Árbol, Cabezones, Babasónicos y Massacre. Con todas mantendría una cierta relación pero la más estrecha sería con Cabezones.

Desde sus inicios los críticos la consideraron como una de las bandas más enérgicas del rock de Argentina,[7] [8] [9] y tiempo después la calificaron también como una banda innovadora[10] [11] [12] y en algunos aspectos similar a Soda Stereo[13] o a Divididos.[14] A lo largo de los años ha recibido premios y varias nominaciones en los Premios Carlos Gardel, revistas como "Madhouse", Rolling Stone y Los Inrockuptibles, diarios como Clarín y Página 12, suplementos de diarios como el "Si!" del Clarín y canales de música como MTV.

Posee una convocatoria considerable, y en cuatro ocasiones alcanzaron su máximo número de espectadores para uno de sus recitales, 100.000 personas.[15] [16] [17] [18]

El público espectador de Catupecu Machu desde los inicios de la banda fue un grupo hetérogeneo (tal como se tiene testimonio), y caracterizado porque, a diferencia de la mayoría de bandas de Argentina, en este había gente que proveniente de una gran diversidad de tribus urbanas que incluso estaban enfrentadas entre sí. Nunca se registró un hecho de violencia entre el público en uno de sus recitales. La revista argentina de rock nacional El acople, que mantiene una vieja relación de amistad con la banda (crecieron en la misma época) opinó en una de sus ediciones que Catupecu "es la única banda respetada por todas las tribus urbanas",[19] agregando luego que "se ve reflejado en la diversidad de personas que hay ahí de cualquier palo o edad" . Además, otro de los factores de su éxito se debe a que su música ha logrado una identificación tanto para personas de ambos sexos (lo que se traduce en que en sus recitales una cantidad considerable de sus fans es femenina) y de cualquier país (traducido en la cantidad de fans que tienen en otros países latinoamericanos como Puerto Rico, Chile, Uruguay, Colombia, Perú y México) o cualquier otro credo.

Las claves: amplia variedad musical; acontecimientos favorables a lo largo del crecimiento de la banda; superación de contratiempos y otros traspiés; determinación del tipo de sensación que en un show desean transmitir al espectador; separación de los modelos de bandas de rock conocidos; no-repetición de fórmulas de éxito; no-repetición de estilos con cada disco; sorpresividad; innovación musical e inclusión de conceptos de otras formas de arte; innovación tecnológica y artística; identificación e inserción en la tecnología y sus componentes en la actualidad (como Internet); mezcla de géneros; idoneidad musical; difusión de temas elaborados artísticamente pero fácilmente identificables para el receptor; letras neutras (sin contenido político, tribal, racial, religioso, deportivo o relativo a las drogas u otros vicios) que no conllevan a la división o confrontación ideológica pero que describen elaboradamente sentimientos complejos, gustos y emociones; y una organización en el equipo de asistentes, ingenieros, productores, directores y músicos.

Contenido

Integrantes

Catupecu Machu se forma en 1994 y está integrado por: - Fernando Ruiz Díaz,y Eduardo Nieto Voz , Bajo y Guitarras. - Herrlein, Batería y Percusión, Acordeón, - Macabre, Teclados, Bajo y Coros - Sebatián Cáceres, Guitarras y Bajo. - Gabriel Ruiz Díaz, Bajo, Guitarras y Coros.


Biografía

Grupo de rock oriundo de Buenos Aires, Argentina, formado en 1994.

Su música se enmarca dentro del rock, el pop y la experimentación sonora, dentro de un formato de canción.

Luego de transitar el under de Buenos Aires en 1997 editan "Dale!" en forma independiente, trabajo que llamó la atención de la escena musical de Argentina por la novedosa propuesta y su visceral show en vivo.

En octubre de 1998 graban en vivo "A morir!!!", siendo este cd una fotografía instantánea de lo que Catupecu Machu ofrecía en sus conciertos.

"Cuentos Decapitados" es el cd que editan el año 2000, a través de EMI Odeon Argentina, compañía discográfica con la que editan el resto de sus trabajos hasta la actualidad. Este cd los presenta renovados, reflejando con un sonido actual los tiempos que el nuevo siglo propone. El videoclip perteneciente al tema "Y lo que quiero es que pises sin el suelo" es merecedor de premio MTV al "Mejor Videoclip Latino 2001". En diciembre de 2001, en el debut en el mítico Estadio Obras de Buenos Aires, se filma el dvd "Eso Vive", siendo una co-producción de EMI Odeon Argentina y MTV Networks Latin America. En 2002 realizan la primer gira importante fuera del país, por Puerto Rico durante un mes y medio, recorriendo toda la isla.

En 2002 sale "Cuadros dentro de cuadros", considerado su trabajo más experimental, en el que se alejan del formato tradicional de una banda de rock.

2004 fue el año en que editan "El número imperfecto" que los llevó a importantes presentaciones por latinoamérica, donde se destacan "Rock al Parque 2004" en Colombia, "Vive Latino 2005" en México, y una gira por Nueva York, Estados Unidos.

En 2006 Gabriel Ruiz Díaz junto a Cesar Andino, cantante de Cabezones, sufre un accidente automovilístico en donde estuvo en juego su vida.

Tras el accidente, por el lapso de aproximadamente un año, Catupecu Machu recibió en sus presentaciones en vivo, el aporte de Zeta Bosio de Soda Stereo en bajo y Esteban Serniotti de Cabezones en guitarras, como músicos invitados.

2007 es el año de "Laberintos entre aristas y dialectos", un cd doble, presentado en 2 capítulos. El capítulo 1ro. o cd 1 es "Registro de la materia en concierto", que incluye a Gabriel Ruiz Díaz en el bajo con audios de una presentación en vivo exclusiva para una radio de Buenos Aires, y además una sección de cuerdas formada por violín, viola y cello, con arreglos escritos por Gabriel Ruiz Díaz. El 2do. capítulo o cd 2 es "Tratado de la materia en estudio" y fue grabado en estudio con nuevos temas y nuevas versiones de viejas composiciones del grupo. Sebastián Cáceres, antiguo técnico de instrumentos del grupo, ocupa el rol de guitarrista y bajista en esta nueva etapa del grupo.

Época independiente

Época pre-daleista

La banda se formó en el barrio porteño de Villa Luro el 19 de abril de 1994.

Históricamente, allí comienza su camino ascendente hacia su establecimiento como una de las bandas de rock nacional de primera línea, que finalizaría el 15 de diciembre de 2001 con el recital brindado en el estadio de Obras, donde finalmente se consagraron.

El nombre del grupo surgió mientras Gabriel aún cursaba el colegio secundario, tratando de improvisar respuestas para aprobar una lección oral de Geografía. Gabriel expuso sobre unos animales que según él vivían en África, los "Catupecu" macho y hembra.[20] Otras versiones dadas en otras entrevistas afirman que ese era el nombre de una criatura mitológica que Fernando había inventado, el "Catupecu Machu", un dragón guardián de una pirámide en Centroamérica.[21] Una versión similar cuenta que es parte de una leyenda inventada por Fernando en la escuela secundaria acerca de un "bicho" centroamericano llamado Catupecu y de sexo macho.[22] Él afirmó, en otra ocasión, que el nombre lo había inventado Enrique Ibarra, el diseñador gráfico del grupo.[23] En otra nota, la última antes del accidente, Fernando dice que era el nombre de un animal que se había descubierto muchos años antes que existiera la banda, y que en el momento de improvisar un nombre para el grupo eligieron ese nombre pensando en que iba a ser momentáneo, pero finalmente, fue permanente. En cualquier caso, la banda se llamaría "Catupecu Macho", pero cuando se lo comentó a un amigo y este lo entendió como "Catupecu Machu", decidieron optar por el segundo nombre.

El primer baterista había sido Javier Herrlein y los acompañaba desde que la banda no tenía nombre.[24] Al poco tiempo de formarse la banda, lo excluyeron por faltar continuamente a los ensayos.[25] Incorporaron como baterista a Marcelo Baraj (actual D-Mente) y se sumó en percusión su hermana, Mariana Baraj. De esta forma, la banda estaba compuesta por los hermanos Ruiz Díaz y los hermanos Baraj. Herrlein, sin embargo, continuaría participando ocasionalmente en algunos ensayos y actuaciones a pesar de haber abandonado la banda, y tocaría el acordeón[26] o la batería.[27]

Tuvieron su debut en el Teatro Arlequines, donde los presenciaron 37 personas. Comenzaron así, su recorrido por el underground porteño. Fernando, en una ocasión, comentó que aún no tenían canciones propias y habían ensayado sólo 6 horas con Marcelo Baraj cuando los llamaron un lunes para tocar en dicho teatro el viernes de aquella misma semana. En ese corto intervalo, cuenta que se apuraron por crear cinco canciones y ensayarlarlas. Y en el show, complementaron su repertorio con covers.[28] En el caso de que antes de ese show no hubiesen tenido nombre, fue ese acontecimiento el que causó que eligieran el nombre "Catupecu Machu" para la banda.[29] Tocaron en lugares como "El Hígado Ebrio", "Heaven&Hell" y "Dr. Jekyll". En general tocaban en pubs, clubes, bares y discos, aunque también lo hacían en galpones, esquinas, y pequeños festivales de bandas del circuito underground. Uno de ellos, "Las Fiestas De Fin De Siglo", estaba basado en el festival "Fiestas Nómades" de principios de aquella década, y era organizado parcialmente por ellos, y allí tocaban junto con bandas como Cerebros Vacíos, Andando Descalzo. En una de las ediciones de este festival, Catupecu fue la única que redujo su precio de entrada a $1,[30] la cantidad paga más baja que el grupo ofreció en toda su historia, exceptuando los shows gratuitos.

A modo de símbolo de la banda, adoptaron la figura del mosher u hombre volador no identificado como lo llamaron los miembros de la banda en otras ocasiones. Representa a una persona que es lanzada al escenario y cae en él. Fernando explicó en el Eso Vive:

(Se le pregunta qué representa el símbolo de la banda) "El... ¿Eso?... el... el mosher" es el... el hombre volador no identificado. ¿No?, Viste que en los shows siempre están los pibes que vuelan, o las pibas que así, entonces eso es como una representación de eso.

Desde los comienzos, también repartían folletos con dibujos de nativos de una tribu (como el folleto que posee el escritor Roni Baldini) o aparecía el símbolo de el lugar en las entradas (dicho símbolo sería incorporado también al arte de Laberintos entre aristas y dialectos) y también en algunas entradas (como la del show donde se grabó [[A morir!!!) dibujos de gatos aullando.

En 1995 editaron su primer demo llamado "Lavatuto", el cual contenía únicamente el tema homónimo (que dejarían de tocar porque, según Fernando, "los pibes se subían al escenario y robaban los micrófonos".[31] Este era regalado a la gente por la calle y durante sus shows. De esta forma comenzaron a hacerse conocidos entre el público.

Fuentes antiguas demuestran que ese no había sido el único demo editado.[32] Por ejemplo, habían editado uno en mayo de 1995 cuando aún estaba Marcelo Baraj en batería, el cual contenía el tema hoy tal vez perdido "No digas ya", el cual Fernando hizo que dejaran de tocar porque "sonaba como a Primus".[33]

Marcelo Baraj estaba trabajando paralelamente a Catupecu en la banda de hip hop "Actitud María Marta" desde 1995 y había recibido con ella varios reconocimientos, por lo que empezó a inclinarse por ella. Debido a la necesidad de tener un baterista que puediese tocar en la banda sin otros compromisos, los hermanos Ruiz Díaz habían invitado en diciembre de 1995 a Aprile Sosa a tocar ese instrumento con la banda, y el aceptó. Los hermanos Ruiz Díaz lo conocían desde los 12 años porque alquilaba la sala de estudio para tocar con su propio grupo, y porque los había acompañado en sus recitales desde el segundo show. En ese momento, Aprile tenía 14 años, y nunca había tocado la batería, de hecho él mismo mencionaría que lo único que había hecho había sido practicar con una banqueta desde hacía tres meses, pero aprendería de forma rápida, aunque tocaría de forma rústica en sus comienzos (tal como daría testimonio el escritor Roni Baldini, mencionado más adelante). Convencieron a su madre de que le permitiera ir con los hermanos Ruiz Díaz de gira.

Se harían aún más conocidos con la gira que realizaron por la costa atlántica de la provincia de Buenos Aires, Argentina, en el verano de 1996. Allí tomaron conciencia del poder de los recitales cuando en un show en Villa Gessell un militar les dijo que se bajaran del escenario pero después dijo que se quedaran porque estaban haciendo buena promoción para la campaña "Beber por vivir" que se estaba realizando en ese lugar.[34] El show fue brindado en el centro de aquella ciudad en la esquina de la avenida 3 y la calle 105, y también se destaca por ocurrir otro hecho trascendente en la historia de la banda: Catupecu reúne su primer cantidad considerable de espectadores, compuesto por 1.000 personas. Más adelante, en esta gira, conocen en San Bernardo (ciudad) al actual escritor Roni Baldini, quien por entonces era un joven que estaba tocando con su banda Los Tres Oficinistas.[35] La inclusión de Aprile Sosa en batería para esta gira aceleró los desencuentros que estaban teniendo Marcelo Baraj y la banda, por lo que el 24 de febrero de 1996 fue la última presentación de Marcelo Baraj, quien se fue junto con su hermana. Un mes después él estaría tocando ante 100.000 personas en el recital por los 20 años del golpe militar en Plaza de Mayo.

Lanzaron otro demo, ya con Aprile Sosa, que probablemente haya sido el utilizado para vender antes de lanzar "Dale!". A fines de 1996 participaron de un compilado hecho por la revista Revólver, llamado "Hard Rock Casé", donde interpretaban "Dale!" y "Elevador". En realidad, el disco Dale! contendría la mayoría de los temas grabados en este demo y los anteriores.

Dale! (1997)

En 1997 comenzaría una nueva etapa en la historia de la banda, ya que comenzaría a ser notoria su participación dentro del circuito underground.

Participaron en el festival Nuevo Rock de 1997 en la ciudad de Córdoba donde la prensa los eligió como la "banda revelación", calificativo que se les volvería a repetir más tarde y con el que se los consideraría hasta febrero de 2002 (debido al show en Obras el 15 de diciembre de 2001).

El 7 de agosto de 1997 salió a la venta "Dale!", su primer álbum, grabado en la antes mencionada la Sala, producido por ellos mismos con su sello "Mueve! Discos" y distribuido por la compañía DBN. Lo vendieron en CDs pero sobre todo en LPs y casetes. El arte de tapa, el estilo de las letras y los colores eran similares a los anteriores demos que la banda había presentado, con la diferencia que en la tapa había tres monos con zapatillas, donde había uno a la izquierda abriendo los ojos como si avistase algo lejano, otro en el medio gritando, y otro a la derecha acomodando sus orejas como si fuese para oir mejor. Este arte de tapa hacía referencia a la tradicional imagen caricaturesca de los monos donde habían tres de estos animales donde uno no miraba, otro no hablaba, y otro no oía.

Aunque en los créditos del disco se afirmara que fue grabado, producido y mezclado entre mayo y agosto de 1997, musicalmente el disco contenía varios temas que ya habían sido incluidos en los anteriores demos. Como consecuencia, la mayoría de los temas habían sido grabados en la época en que la banda constaba de los hermanos Ruiz Díaz y los hermanos Baraj, conteniendo letras o música compuestas por los miembros en aquella época (a excepción de "Come togheter", cover de los Beatles). Pero el disco llamó más la atención que los demos, por ser una producción mayor. Dale! resaltó entre los demás de las bandas jóvenes de la época porque en lugar de centrarse en un único género, contenía varios estilos musicales de los años '90 (símil caso experimentado por Árbol en su primer disco) que la mostraban como una banda del rock alternativo, conteniendo estilos como el hardcore ("El lugar"); punk rock ("Elevador"); subgéneros del metal como el groove ("Todo pasa, todo queda"), el funk ("Calavera deforme") y el alternativo ("Dale!"); conteniendo además un tema grunge ("Le di sol") y otros donde se mezclaba el rock con estilos de música de otras partes del mundo, como la polka ("La polca"), la música africana ("Ritual") y la música brasileña ("La llama"). Finalmente, el disco concluía con dos canciones más lentas, "Hay casi un metro al agua" y "El sueño". Entre los dos temas, hay en la pista 15 una pista sin sónido de 1 minuto de duración cuya inclusión nunca fue justificada.

Los críticos harían un énfasis en la música del álbum, al comentar que Catupecu había incluido diversos estilos musicales dentro de él[36] reuniendo gustos por estilos musicales muy distintos entre sí y un cover de los Beatles. También hicieron un énfasis en sus presentaciones, donde la energía y el clima festivo eran predominantes. Elogiarían además la independencia con que la banda se manejaba. Esto se debe a que desde fines de los '80 el punk rock había influido la escena musical y uno de los aspectos que promovía era la independencia discográfica, y que, a mediados de los '90, el rock stone o barrial había alcanzado su auge en la Argentina, y sus adeptos elogiaban ciertas características en los grupos, como la identificación barrial (que Fernando no adoptaba pero si los fans de Catupecu de aquella época).

Particularmente este disco junto con A morir!!! es para cierto grupo de fans de la banda (caracterizados por tener gustos por los géneros heavy metal, punk rock y hardcore), como "los mejores dos discos de Catupecu" o "la mejor época de Catupecu", argumentando, básicamente, que de ahí en más "la banda ya no fue lo mismo de antes", o que "no tuvo nunca más la misma energía" o que "se vendieron e hicieron cosas más comerciales".

Tanto este disco como A Morir!!! serían re-editados para el sello Sony BMG en abril de 2008, por falta de existencias (o stock).

Los temas "Dale!" y "La Polca" fueron elegidos como cortes de difusión para las radios. Fernando Ruiz Díaz remarcó que quería que la banda tuviese el control de los temas que pudiesen ser elegidos como cortes y no una compañía, ya que quería elegir él los temas que quería publicitar, además de que no quería firmar contratos con ellas porque ponían ciertas limitaciones que lo incomodaban. Sin embargo, a la banda ya desde temprano le llegaban ofertas, que progresivamente incrementarían su valor. Dichos temas también serían promocionados en forma de videoclip para MTV. El videoclip de "Dale!", el primero de la banda, fue dirigido por Cristian Gielmetti y emitido en 1997, el de "La Polca", dirigido por Juan Baldana y Leo Aramburu, y emitido en 1997. Sin embargo, estas acciones para difundir sus temas en las radios y el canal televisivo de música fueron el primer punto de conflicto en la historia de la banda que tuvo ella para con los fans, ya que un cierto grupo de fans, que ensalzaba la completa independencia, acusó la banda de "venderse" al utilizar los medios para mostrar sus canciones. Otros conflictos, menores y ya olvidados, se debían con frecuencia al precio de las entradas.

La prensa y la banda coincidieron al notar que el público de Catupecu, a diferencia de la gran mayoría de las bandas de la época, era heterogéneo, es decir, de todas las tribus urbanas venía gente a presenciar sus shows. La Revista Madhouse le preguntó a Fernando Ruiz Díaz en una ocasión[37] si no consideraba "un peligro" que ese tipo de público se le pegara (ya que el fanatismo por la música, era en ese momento en la Argentina algo extremo e inconsciente, similar al del fútbol o la política), a lo que Fernando contestó que siempre llevaban un "público Catupecu", y que eso significaba que no importa de dónde venía la gente porque no existe la "tribu Catupecu", porque según él, Catupecu es para todos, para cualquiera, y que la responsabilidad de un músico era cuidar de que en un show no se le "fuese de las manos". En otra ocasión, donde en una madrugada de 1997 dieron un recital en la radio Rock&Pop, dijeron que no sólo no les disgustaba sino que buscaban promover esa idea para con su banda, ya que según ellos, "podían ir chabones con la estética de la remera con la esvástica stone estampada, otros con los pelos parados y la ropa sucia, y otros con las tachas y la campera de cuero, pero que no importaba de dónde viniesen para ir a ver sus shows, que calavera no chilla" (haciendo referencia a la letra de su tema "Calavera deforme").

Fernando Ruiz Díaz, sin embargo, comenzaría a criticar desde el principio al rock stone, y a la escena musical argentina a la que consideraba "mediocre" y "demagógica". Ejemplo de esto es una nota de la época:

(...)"Queremos llegar a la gente con el arte de Catupecu, divertir, emocionar. No tanto con la actitud. Somos músicos, rockeros, antes que nada. Y a la música no le importa nada, ni de actitud ni de rankings. Lamentablemente, nadamos en un mar de demagogia que es el rock nacional. Si a la gente le hablás de fasito, de la esquina, seguro que vas a vender discos. Pero nosotros preferimos transmitir algo más."

En la segunda mitad de ese año, un programa de la radio Rock&Pop ayudó a la publicidad de la banda al incluir el tema "Elevador" como su canción de apertura. Convirtió el tema en el primer hit radial de Catupecu.

A fines de ese mismo año la Revista Madhouse los eligiría como la "banda revelación"[39] del año. Este término no se le despegaría a la banda sino hasta su consagración.

A morir!!! (1998)

1998 fue un año que se caracterizó por comenzarse la inclusión de la banda en festivales de bandas que por entonces pertenecían a la primera línea del rock nacional.

Así fue que Catupecu comenzó el año participando en un festival que era organizado por el Gobierno de la República Argentina, el llamado "Buenos Aires Vivo II". Recibieron buenas observaciones de los críticos aunque un cierto grupo de fans, radicalizados, se quejaron de que la banda se presentara en un festival organizado por el Gobierno, al cual consideraban "enemigo".

A continuación, participaron en el festival Buenos Aires No Duerme II, donde se presentaron ante casi 5.000 personas, el mayor número de espectadores que los habían presenciado hasta entonces, y repitiendo las críticas positivas de los periodistas y negativas de los fans más compenetrados con la causa anti-sistema.

Luego la banda repitió en 1998 la gira que habían realizado progresivamente durante los 3 años anteriores, aunque compactando el tiempo a un sólo año. Comenzaron tocando en Buenos Aires y luego se alejaron de allí para tocar en el conurbano bonaerense, y de allí salieron a tocar a lo largo de la costa atlántica de la provincia de Buenos Aires (razón por la cual en una nota radial realizada el 8 de enero de 2003 en la radio necochense K2 96.3 se mencionaría su paso por la ciudad "5 años atrás".

Cuando estaban por dirigirse al edificio de la distribuidora DBN, se les ocurrió lanzar un segundo disco hecho en vivo, algo totalmente fuera de lo común en la industria musical de la Argentina, considerado innovador y arriesgado a la vez. Las razones fueron sostenidas con varios argumentos: en primer lugar la banda exponía que habían etapas de una banda que quedaban olvidadas (sus primeros años) y ellos querían grabar este momento para que quedara registrada en la suya, en segundo lugar confesaban que su deseo desde antes de empezar con Catupecu era lanzar un disco en vivo luego de cada disco de estudio, y en tercer lugar argumentaban que dado que sus shows (al igual que los de las demás bandas del circuito "underground") eran perjudicados por la piratería (es decir, los recitales eran grabados), no veían razón alguna de no hacerlo. Fue así que el 10 de octubre grabaron el disco en vivo en Cemento, la legendaria discoteca rockera, el cual (a diferencia de los prejuicios que la revista Rolling Stone había adoptado al respecto) incluyó cinco temas nuevos: "Nocoso" (funk metal), "Héroes anónimos" (versión hardcore del original de Metrópoli, banda argentina de pop de los años '80]]), "Testigo criminal" (funk metal), "Cuántos son" (rock melódico) y "El rostro (mi espejo)" (Funk rock). Si bien en ciertos temas las letras siguen siendo simples y enfáticas en el estribillo como en Dale!, en otras había una cierta evolución para su composición. Dado que "A morir!!!" era la frase que actuaba como firma en cada uno de los grafittis de la banda, eligieron ese nombre para el disco; es más, el arte de tapa era uno de esos grafittis siendo dibujado a toda velocidad por un chico. Además grabaron en ese mismo show el videoclip para el tema "Calavera deforme" en ese mismo show, este fue dirigido una vez más por Juan Baldana y Leo Aramburu.

Hubo ciertas faltas en el disco. El sonido fue modificado levemente porque según Fernando, quería que se escuchara lo más parecido a lo que fue el show de esa noche. La intención de la banda era además reproducir introducciones, diálogos, presentaciones, monólogos y otras características que hubieron en el show, cosa que quedó plasmada en el disco en la forma de archivos que reproducen esto (por ejemplo: "Amague polclórico", "Introducción al daleismo" y "Sinfonía de oclusión"). Pero, dado que tenían que incluir únicamente 74 minutos de las dos horas que según él duró el show, hubo varios diálogos que fueron removidos y dos temas, "Elevador" y "Lavatuto" que corrieron la misma suerte. El primero sería sin embargo incluido en la lista de reproducción del DVD Eso Vive que la banda lanzaría en el 2002, acaso como compensación; aunque el segundo (que fue tocado luego de "Dale!") no tendría registro posterior alguno ya que no sería tocado nunca más en vivo (en Internet circula un archivo con mala calidad de audio donde está la banda tocando el tema).

El proceso de producción fue rápido, grabaron el disco el día 10, lo habían terminado de mezclar y masterizado el día 15, el día 17 estaba listo el arte de tapa, y el día 19 ya estaba siendo vendido en las calles. En notas posteriores, sin embargo, Gabriel afirma que todo el proceso duró un mes. Durante ese lapso de tiempo entre la grabación y la fecha de lanzamiento, la banda regaló en sus shows un "cassette adelanto del nuevo disco en vivo", el cual contenía en el lado A la grabación en el show del tema "Dale!" y en lado B la grabación de "Sinfonía de oclusión".[40] Ambos serían incluidos en A morir!!!. Curiosamente A morir!!! fue presentado en Cemento, el mismo lugar donde había sido grabado, y Fernando dijo al respecto, irónicamente,

"Es raro presentar en vivo un disco en vivo... ¿No...?"

Tanto este disco como Dale!!! serían re-editados para el sello Sony BMG en abril de 2008, por falta de existencias (o stock).

Antes del show iban a incluir cuatro temas nuevos para el disco en estudio que querían lanzar en agosto de 1999, pero según ellos, como ya los estaban tocando en "A morir!!!", no los iban a pasar. Sin embargo, Gabriel contaba que el único de esos cuatro temas que iban a incluir en ese próximo disco de estudio era "Cuántos son" porque "lo habían tocado de una forma distinta en Cemento". A pesar de estas declaraciones, finalmente no estaría en su siguiente disco, Cuentos decapitados, aunque fue tocado en el show de Obras del 15 de diciembre de 2001 (pero no incluido dentro de la lista de reproducción del DVD Eso Vive). Otro tema que también la banda había prometido que incluirían en el siguiente disco y que al final no fue así, fue "No estás sólo", un tema cantado por Gabriel que sólo fue tocado una sola vez, en diciembre de 1998 en "Rock '98", un programa de televisión de canal 7 (por entonces llamado Argentina Televisora Color o por sus siglas, ATC). Luego del accidente de Gabriel, este tema se convirtió en objeto de culto para los fans.

A fines de 1998 la banda comienza a hacer rotar el videoclip de "Calavera deforme", que su primer hit a nivel masivo y el primero en videoclip, recibiendo una alta rotación y permaneceiendo durante semanas en los primeros puestos de los rankings de MTV en el verano de 1999. El videoclip donde la banda de los hermanos Ruiz Díaz tocaba en la oscuridad de Cemento gritándole a un frío hombre calvo sentado en una silla al que luego arrojaban a la multitud, se volvió un clásico de la MTV de fines de los años '90. A causa del éxito de "Calavera deforme", tiempo después Catupecu sería contratado para ser soporte de Metallica (entre otras bandas heavys), e, indirectamente, una de las causas por las que serían contratados por EMI.

El 14 de mayo de 1999, fue quizás uno de los días más importantes y decisivos en la historia de Catupecu, ya que se presentaron como banda soporte de Metallica, Sepultura y Almafuerte. Esta presentación fue realizada en el festival "Monsters Of Rock" (edición 1999) en el estadio Monumental de River Plate. Catupecu aprovechó esta oportunidad y superó las expectativas del público heavy (lo repetiría en Colombia 8 años después). 2 años después, Fernando comentaría:

"Sobre un costado cuelga la acreditación del día en que fueron soportes de Metallica, una de sus pruebas más duras. -Cuando estábamos por salir nos advirtieron que nos iban a tirar de todo, encendedores, latitas... Con el primer terna los dejamos mudos y al final nos fuimos aplaudidos."

Este recital fue el que catapultó a Catupecu a la fama convirtiéndose en la banda insignia del circuito underground de ese momento, y fue la causa directa por la que recibirían el contrato de EMI. Catupecu llegaría a la masividad 2 años después gracias a este acontecimiento y sus consecuencias.

Las críticas de Fernando hacia los rolingas continuaron. En una entrevista de marzo de 1999 cuenta, con respecto a las peleas que ocurrieron entre la multitud luego del accidente ocurrido en el festival "Buenos Aires Vivo III", que le molestaba que los rolingas actuaran de hipócritas, ya que querían imitar a Mick Jagger pero al contrario de él, se comportaban como unos salvajes y sin educación. También criticó la actitud de las bandas de ese estilo, al decir que "si algún día escribimos temas del fasito, la birrita y la esquina, ya tenemos todo un público con los bolsillos dispuestos por nosotros; muchas bandas comen de ahí, y me parece una actitud demagógica re-careta". La Revista Madhouse, cuyos directivos poseían gustos por el punk rock el heavy metal, el hardcore y todas sus variantes entre sí, festejó estas declaraciones, ya que en los años '90 la tribu de los punks ya estaba peleada con la de los rolingas, y cubrió periodísticamente cada progreso que la banda tuviera. Uno de los apoyos mediáticos más fuertes de la banda en sus primeros años fue la de esta revista dedicada al circuito underground. Después de desaparecida esta revista, Mario Pergollini se convirtió en el principal apoyo mediático en las discusiones y polémicas que involucraron a la banda.

Durante el resto de 1999 si bien no realizaron la enérgica seguidilla de conciertos por Buenos Aires y sus alrededores que habían hecho hasta entonces, realizaron ciertas actividades interesantes. Por ejemplo, fueron estrenadas algunas canciones que formarían parte del segundo disco en estudio, Cuentos decapitados, tal es el caso del tema "Eso vive", que fue estrenado en el club La trastienda, y el tema "Eso espero" que fue estrenado en el "Burrito Pub" de Formosa. En ambas presentaciones, las letras y la música diferían bastante de las versiones que grabarían en estudio. Esto se puede justificar si se tiene en cuenta que la banda después de rechazar durante años varias ofertas de compañías discográficas multinacionales, aceptó una de EMI-Odeón, la cual pudo haber influido en el cambio de las letras y, para adaptarlas a una canción, de la música. Probablemente la serie de recitales en festivales y las consecuencias de la firma de este contrato fueron los causantes de que el disco no saliera en 1999 como la banda había planeado en realidad, sino que saliera en de 2000. Otra actividad interesante fue el lanzamiento del videoclip de la canción "Héroes anónimos", cover de la banda de los años '80 Metrópoli cuyo audio fue la grabación del tema en el disco A morir!!!; este videoclip volvió a ser dirigido por Juan Baldana y Leo Aramburu, y fue filmado en el barrio de Villa Luro. Finalmente, salieron a tocar en el interior del país el sábado 6 de noviembre, cerrando el año con un recital en Showcenter de Haedo donde estuvieron como invitados los miembros de la banda Árbol, oriundos de esa localidad.

Época EMI

Cuentos Decapitados (2000)

Desde 1997 habían recibido varias ofertas de compañías discográficas, pero a todas las habían rechazado por decisión de Gabriel. Firmaron un contrato con la compañía discográfica EMI-Odeón S.A.I.C. a principios del 2000, donde figuraba que debían grabar 4 discos con ese sello. Este hecho enfureció aún más a los seguidores de Catupecu pertenecientes a la tribu urbana de los punk y otros que también tenían ideología anti-sistema, los cuales tienen una antigua relación de odio para con esta compañía, y acusaron a Catupecu de "haberse vendido". Este tema fue mencionado en una nota que le hicieron a Fernando Ruiz Díaz aunque trató de aclararlo:

(...) Después de dos discos independientes (...) Catupecu firmó un jugoso contrato con EMI (...) zanjando eso que en la minucia rocker a veces es jugar en primera y otras transar: "No tuvimos ni media presión. Tuvimos un presupuesto y lo administramos como quisimos" (...).

A la vez que produjo la separación del antes mencionado tipo de fanáticos para con la banda, marcó una nueva etapa en la banda: su etapa con la compañía discográfica, caracterizada fundamentalmente por su diferencia en la calidad musical, artística y estética con respecto a su etapa anterior. Aquí, a la vez, el momento donde Catupecu abandona el circuito "underground" y comienza a tratar de insertarse en el circuito "mainstream", objetivo cumplido en su recital de Obras el 15 de diciembre de 2001. Acerca del tema del contrato con EMI, Fernando Ruiz Díaz dijo, en una nota donde estaba junto a Cristian Aldana, del grupo independiente El Otro Yo:

(...) "Pero a diferencia de ellos (El Otro Yo), nosotros nunca levantamos la bandera de la independencia: nos chupa un huevo. La verdad de la música es cuando apretás el Play, ahí empieza todo" se desmarcó Fernando Ruiz Díaz (cantante-guitarrista de Catupecu Machu) acerca de El Otro Yo (...)

Y acerca del tema de los punk y del recambio de público, Aprile dijo:

(...)ABRIL: Estamos más punks que nunca. Y el show es superprolijo. El tema es que hay gente que es muy conservadora y se queda con esa historia de “yo los iba a ver cuando no los conocía nadie, y ahora que salen en todos lados no me interesa”.

-USERS: Debe de haber muchos casos de esos, con el crecimiento tan fuerte que tuvo la banda con Cuentos Decapitados...

ABRIL: Eso tiene que ver con que es un disco más amplio, musicalmente, que lo que veníamos haciendo. Por lo menos pudimos plasmar esa amplitud nuestra en este disco. Esto hizo que la música accediera a más medios, a más radios.(...)

Ya firmado dicho contrato, la banda permaneció en La Sala para crear así su tercer disco (el cual era, a la vez, su segundo en estudio), aunque también grabó varias canciones en otros estudios. Fundamentalmente, Catupecu se había propuesto que este disco "suprimiera" los calificativos de "banda revelación" o "promesa" con que se les había identificado desde 1997, y que se la comenzara a considerar como una de las bandas principales del rock de Argentina. A diferencia de las producciones anteriores, contó con un gran número de personas trabajando en su creación. El contrato con EMI influyó notablemente en la calidad de las letras y la música, y en la calidad estética, aunque no se sabe exactamente si fue por ese motivo o fue por una sincera maduración artística de la banda. Sea cual fuese el motivo, fue el causante de que las letras y la música de las canciones "Eso espero" y "Eso vive" sufrieron ciertas modificaciones, comparándolas con las presentadas en sus estrenos el año anterior, y probablemente también la causante de que las canciones "No estás solo" y "Cuántos son" no fueran incluidas en el CD. Aparecen notables cambios musicales de la banda en este disco. Se nota una mayor elaboración en las letras, evolucionando de las simples (onomatopéyicas y/o repetitivas en algunos casos) y enfáticas en el estribillo de los dos álbumes anteriores, a otras donde, si bien los estribillos son fácilmente asimilables (por el hecho de ser pop), se describen metafóricamente los gustos, el estilo de vida y las emociones. La calidad de las letras sería una característica de la banda que continuaría evolucionando con los años. Como queda dicho, el cambio musical también fue otro aditivo, y entre las novedades más importantes se destacan el comienzo de lo que sería en adelante una costumbre de la banda en materia de composición de la música de los temas: el uso de samplers y secuenciadores. Estos le darían un sonido distinto y muy característico a la banda (y serían el eje musical de Cuadros dentro de cuadros más tarde). Los cambios no concluirían allí, con el paso de los meses se adentrarían más en la música electrónica. Fernando Ruiz Díaz mencionó en una ocasión su gusto por la música electrónica y en particular por la banda Depeche Mode (la cual había popularizado en los años '80 el uso de teclados), influencias que serían plasmada en este disco y en los siguientes. Si en las anteriores producciones predominaba el género hardcore y los subgéneros del metal, en esta producción predominan los temas del género pop rock, que abarca desde temas enérgicos a otros más melódicos. Hay excepciones, como "Mamá me dijo que no viniera...", que reivindica el pasado de Catupecu con un estilo grindcore, y "Viñas del amor", que con una base y ciertas frases de música electrónica (especialmente el final) serviría como presagio de los siguientes pasos que la banda tomaría. Al finalizar el tema "Cuentos decapitados" hay 21 pistas sin sonido que duran entre 4 y 5 segundos, que al terminar dan lugar en la pista 33 a una pista oculta, "I feel you", cover de la antes mencionada Depeche Mode.

Tal como pasó con los dos discos anteriores, para cierto grupo de fans de Catupecu que comenzó a seguirlo en aquella época, este es el mejor disco que alguna vez hizo la banda, despreciando de una forma u otra todas las producciones posteriores.

El disco fue lanzado el 16 de agosto de 2000 con el nombre de "Cuentos Decapitados", y al cabo de un año y a pesar de la piratería digital, vendió 25.000 copias, recibiendo por otro lado la ayuda económica del sello y publicitaria de los medios. En el momento del lanzamiento, Miguel Sosa, el baterista, comienza a utilizar el seudonimo de "Abril", siendo también llamado "Aprile" por los hermanos Ruiz Díaz. Este seudónimo artístico lo utilizaría en adelante, aunque no se sabe si se debió o no a uno de los términos acordados con la discográfica. El álbum se convirtió en un éxito gracias a, por ejemplo, la potencia de temas como "Y lo que quiero es que pises sin el suelo" (que ganaría varios premios en distintos rubros), la emotividad de Perfectos Cromosomas, y las reversiones del alegre Eso espero y el discotequero Eso vive. Otros temas que también representaron al disco fueron "Entero o a pedazos" y "Cuentos decapitados", que serían llevados al videoclip.

La prensa se comenzó a interesar por la banda y por el disco en sí a poco de haberse realizado su lanzamiento y comenzado a rotar por la radio. Lo veían como una producción interesante porque lo calificaban como "el rock del nuevo milenio" (en parte debido a que coincidía su lanzamiento y la aparición de la banda con el año 2000), y a Catupecu como una de las bandas con mejor futuro del rock nacional, nombrándola como la primer gran sorpresa de los años 2000. Algunos de los elogios del disco fueron dirigidos hacia las características sonoras de los instrumentos y de los sintetizadores, y la variedad musical abarcadora de temas potentes y otros lentos. El suplemento Radar del diario Página 12 opinaría que en este disco se buscó un menor frenetismo en las letras y una mejora en el mensaje centrado para expresar. El cover de "I feel you" fue elogiado por la prensa, que consideró que redondeaba y justificaba la idea de la inclusión tecnológica del disco. Cuentos decapitados fue elegido "Mejor Disco del 2000" en la revista Rolling Stone, en diciembre de 2001 el anuario de la revista Rolling Stone lo colocó entre los 10 más álbumes más vendidos en todo el año (y el único de una banda joven), y el mismo Indio Solari elogiaría el disco en una ocasión. El videoclip de "Entero o a pedazos" fue elegido por los críticos de la revista Rolling Stone en la edición "Music Awards" de febrero de 2002 como el segundo mejor del año, y el tema sería versionado por Ulises Butrón e Isabel de Sebastián (ambos ex Metrópoli, la banda cuyo tema "Héroes anónimos" Catupecu había versionado) en diciembre de 2006 para un doble disco tributo de vvarios artistas producido por Lito Vitale.[43] El contenido de la letra de "Eso espero" fue considerada por la revista Rolling Stone y el suplemento "Radar" de Página 12 como "justificadora" de los cambios de Catupecu, por el fragmento que dice "y sé que con la misma soga/ puedo ahorcarme o saltar/ para el otro lado/ y que algo va a pasar". En cuanto a cantidad de premios y distinciones, el que se llevaría la mayor cantidad sería el tema "Y lo que quiero es que pises sin el suelo", que se convertiría en un clásico de la banda y uno de sus temas más representativos; recibiendo el premio "Mejor video del año 2000" en una encuesta del suplemento "Si!" del diario Clarín (donde además se hallaría en el podio repetidas veces[44] ); "Mejor video votado por Los Críticos y Los Lectores" de la revista Rolling Stone edición "Music Awards" de febrero de 2001, y el “Premio MTV" al "mejor video latino 2001" votado por la gente; además de haberse mantenido durante meses en el puesto N°1 de los rankings de Puerto Rico por la introducción del tema por parte de un DJ (hecho que obligó a que se editara el disco en ese país). A pesar de haber sido votada como "banda revelación" anteriormente, Catupecu seguiría siendo votada de esta manera en los diferentes medios hasta principios de 2002.

La estética de las producciones y los shows siguientes de Catupecu cambiaría, al igual que todas las características de la banda en sí. Además, a partir del 2000 comienza el concepto de la inclusión de un cuarto Catupecu en vivo, un teclista invitado que sería en este caso Gustavo Bilbao, quien fuera profesor de música de los hermanos Ruiz Díaz cuando estos estudiaran en el Conservatorio (dejaría de presentarse después de 3 años, aunque como la idea de un teclista les había gustado a los hermanos Ruiz Díaz, decidirían invitar a Macabre, quien, después de 1 año y 9 meses, sería un integrante oficial de la banda). El 24 de enero de 2001 Catupecu iba a tocar como telonero de los Red Hot Chilli Peppers en el Estadio del Club Atlético Vélez Sársfield, club del cual los hermanos Ruiz Díaz son hinchas.[45] Pero a causa de una fuerte lluvia, el recital se canceló. Luego de ese hecho, iniciaron una nueva gira por la costa atlántica, regresaron a Buenos Aires y el día 19 de mayo de 2001 realizaron la presentación oficial de Cuentos decapitados en El Teatro de Flores. A partir de junio de 2001 los shows de Catupecu comenzaron a ser compuestos por características tecnológicas novedosas e innovadoras, como los shows cuadrafónicos (en uno de ellos anunciaron el lanzamiento de un EP que iba a estar compuesto por 4 remixes de "Eso vive"[46] ) y los sets electroacústicos armados para tocar en las radios. Estuvieron presentándose durante 3 meses en el área metropolitana, y entonces comenzaron a recorrer las provincias de Santa Fe (donde hasta tocarían dentro de un colegio) y Córdoba (donde despedirían la gira tocando el 9 de noviembre de 2001 en un show montado sobre un camión transmitido por la radio Rock and pop). Por motivos de presupuesto, no puedieron llevar en ese entonces los equipos del show cuadrofónico ni la escenografía exhberante hacia las provincias argentinas de Córdoba y Santa Fe. Por ese motivo, estas producciones en los show fueron desplegadas únicamente en Buenos Aires y el conurbano bonaerense. Es en estas presentaciones cuadrofónicas donde los empiezan a comparar con Divididos llamando a Catupecu la aplanadora 2001.[47]

En el 2000 comienza la época más conflictiva y arrogante de Catupecu (duró hasta el 2003), y donde más criticó el ambiente del rock nacional de ese entonces, además de las críticas hacia el rock stone y las drogas, que ya venían haciendo desde antes. Ejemplo de esto son los fragmentos de algunas notas periodísticas:

(...) tienen todas las características de muchachos de barrio, pero asociar esa palabra con su música los asusta y los pone a la defensiva. "Se confunde la cultura del rock barrial con la birra y el faso, y la verdad es que eso mucho no nos cabe", intenta analizar Fernando y se posesiona como cuando está en escena. Quiere explicar su idea sobre el asunto, pero le salen todas las palabras de golpe (...) el trío se aparta bastante de los modelos de rock conocidos. Ninguno de los tres consume drogas, ni se apasiona por un club de fútbol (...) su música expresa una identidad (...), así resultan también sus procederes (...): casi nunca fueron soportes de algún grupo más popular, ni suelen invitar ahora a bandas más chicas. Lejos del egoísmo, prefieren concentrar las energías únicamente en su banda. Tampoco hacen bises. "No me gusta", dice Fernando. "Me parece una de las cosas más hipócritas del rock. Nosotros dejamos todo en el escenario durante el tiempo que dure el concierto. Eso de irte y esperar que la gente te aplauda y te pida que vuelvas... me parece una careteada."

- ¿No quieren ser parte de la escena del rock? FERNANDO RUIZ DIAZ. Cuando nos metimos en esto del rock, pensamos que todos los demas vivían las cosas como las vivíamos nosotros. Después nos dimos cuenta de que no; de que cada grupo es un universo y que está bien que sea así. Además, a nosotros nunca nos interesó un carajo ser parte de ninguna comunidad rockera. ABRIL: Nosotros no somos, A.N.I.M.A.L., que querían ser amigos de todos.

-¿No tienen amigos en el ambiente? GABRIEL RUIZ DIAZ. Hay dos situaciones. una es la relación que puedas tener con la gente en calidad de músico o artista, y otra es si hablás corno persona. Y, corno personas, por lo general hablamos con todos y está todo bien. Lo que a veces nos choca es que, hablando con músicos, de golpe te dicen: "Si estamos todos en lo mismo...” y yo creo que no estamos en la misma que ellos. -¿Por qué? GABRIEL: Porque nos movemos distinto y nuestras actitudes, por lo general, son otras.

Catupecu Machu es un grupo muy seguro de sus convicciones y muy critico para con el entorno artístico que lo rodea. Durante (...) la presentación del disco (...) Fernando despotricó con una sonrisa (...) contra la medriocridad general que, según él, se apoderó del rock (...)

FERNANDO-. No digo que no haya rock, sino que realmente no pasa nada nuevo. La otra vez vi una nota de los Caballeros de la Quema en la tele, y como tantos otros, no veo que tengan algo más detrás; los artistas que a mí me gustan siento que algo tienen, arrogancia, originalidad, actitud, lo que sea. Al menos algo. Siento que la mayoría de los grupos lo único que tienen es lo que está a la vista. ABRIL: Hay mediocridad en el concepto de no transgredir, de no buscarte la vuelta, algo que está implícito en el concepto del rock... GABRIEL: Y otra cosa que yo no entiendo es... ¿no se aburren?

-¿No ven ningún artista que esté buscando algo distinto? GABRIEL. Los tipos que más o menos vienen haciendo algo interesante son Divididos y Cerati. ¡Una locura! ¿Hace cuánto tiempo que están dando vueltas? ¿Cómo puede ser que no surja un pibe de 20 años que se diga a sí mismo "necesito algo más"?

-¿Por qué será?

GABRIEL. Supongo que es el típico movimiento cíclico que hace que después de una época prolífica llegue la decadencia. En el 95 había unas cuantas bandas, el nuevo rock, pero después todo eso quedó en la nada. En los últimos años se establecieron grupos como La Renga, que es más un fenómeno social que artístico...
"Me gusta mucho bailar. Pero bailar, eh. Seis, siete horas. Y música eléctronica". Descolocante: el sonido de este power trío 2000 debería acercarse al pizza, birra, faso en que cayó cierta categorización local. Sin embargo, Ruiz Díaz se desmarca y desparrama las fichas del Rock de Argentina
rock argentino. "Uno tiene poder con la música. Y yo lo uso para la música. Detesto el rock demagógico. Para mí sería sencillo escribir sobre droga y cerveza. Esas canciones las consumiría mucha gente. Lamentablemente, muchos de lo que compran ese rock dicen que Ricky Martin no es arte. Y yo te puedo asegurar que Ricky Martin es más arte que esos tipos de la cervecita".
"(...) Pero tampoco quieren formar una tribu aislada. Por eso les gusta decir que su público es totalmente heterogéneo; y lo es, en el sentido de que tanto stones, alternativos, heavies, darks, chetos y hippies, tan difíciles de reunir en situaciones homólogas, se hermanan y hacen mosh hasta el desfallecimiento en los shows, bajo la divisa de “¡Catupecu Machu a morir!”. “Nosotros planteamos que hay que hacer las cosas ya, con energía y para pasar un buen rato. Nuestro público, sin embargo, es tranquilo porque no proponemos como positivo estar todo el día hecho mierda, o que si no tomás un tetra o te fumás diez porros antes de entrar no vas a disfrutar el espectáculo. En ese sentido no somos nada demagógicos. Porque es muy fácil seducir a un público de adolescentes con una letra que hable del faso. No es que seamos evangelistas ni predicadores, pero me parece que la idea es otra: aprovechar que tenés la oportunidad de que la gente compra tus discos y va a tus shows para hacer algo que valga la pena, sin repetirte y sin apelar a lo que sabés que está standarizado”, dice Fernando."
(...) (Fernando) "(refiriéndose a El Otro Yo) Creo que, junto a Fun People, for mamos tres universos diferentes, por más que compartamos público. Me parece más copado ser parte de un abanico antes que sentirme globalizado en una sola idea, co mo el rock chabón" (...) (los hermanos Ruiz Díaz) "¡La droga es una mierda!".

Con algunas de estas entrevistas, sumadas a las actitudes adoptadas por los Catupecu y el contrato de EMI, comenzaron a tildarlos de chetos y cancheros (es decir, personas con mucho dinero preocupados por su apariencia, y que son arrogantes o presumidos).

Es además una etapa de conflictos ideológicos entre los integrantes (que probablemente hayan sido una de las causas por las que Aprile se separaría de la banda). En una de las entrevistas, le preguntaron al por entonces trío de Villa Luro qué opinaban acerca del mp3 y las descargas de música a través de Internet. Los tres contestaron de formas totalmente distintas: Gabriel dijo que no tenía una postura definida al respecto, y se mostró en la mitad del asunto: si bien le disgustaba que su música fuese descargada sin su permiso "como si fuese un robo", dijo que era algo que ya está y que no sabía cómo iba a continuar ese asunto o cómo se iba a resolver, pero que ya estaba en curso y que no podía parar; Aprile, sin embargo, se mostró decididamente en contra, y dijo que le molestaba que las canciones del disco estuviesen en Internet y que todo el esfuerzo puesto en él haya sido en vano, además de que insultó furiosamente a los que descargan música; Fernando Ruiz Díaz, sin embargo, se mostró de acuerdo con el asunto de la música en mp3 y su descarga, mencionó que su hermano compraba casettes en el Parque Rivadavia a $4 tiempo atrás, y que estaba bien que el ambiente estuviese así. Los tres en algún momento de la nota se mostraron en contra de la música digital por algún motivo u otro, aunque no se sabe si estaban en contra de ella para coincidir en la ideología de EMI o si lo decían sinceramente. En cualquier caso, sus argumentos (caso Gabriel que dijo que no le gustaba que se descargara porque la máquina ordenaba alfabéticamente los temas y se perdía el orden que había querido poner el artista, además de que podían mezclarse temas de distintos "discos" o "universos" del artista) fueron insuficientes, pobres y hasta dudosos si se tiene en cuenta la cualidad de los intereses económicos que defiende la compañía EMI.

Eso Vive DVD (2002)

A principios de diciembre de 2001, los hermanos Ruiz Díaz estaban en conflicto en ciertas cosas con Aprile, pero estaban todos de acuerdo en una idea: la de responderle a sus fans el elogio de "no cambien nunca" diciéndoles "no, cambien siempre". Con ese argumento, Gabriel Ruiz Díaz, productor y organizador de los recitales, planeaba desplegar en Obras otro show distinto a lo que Catupecu había hecho hasta entonces, agregándole a sus anteriores creaciones varios componentes musicales y visuales. Catupecu contaba con el antecedente de los shows cuadrofónicos y el uso de sintetizadores en vivo, y le habían ofrecido en un momento del año hacer un show unplugged o acústico, cuya propuesta habían rechazado. Gabriel lo explicó de esta forma:

"Nos habían ofrecido hacer un unplugged y contraatacamos con eso. Un unplugged...¡Justo nosotros, que estamos prendidos fuego!"

La prensa se había notificado de los elementos que iban a estar presentes en el show, y si bien se mantenían al margen de afirmar que iba a ser una experiencia exitosa, se mostraron interesados al ver que era una innovación.

Así fue que el sábado 15 de diciembre Catupecu Machu tocó por primera vez en el estadio de Obras, considerado un "templo" del rock argentino y un escenario que marca la llegada de las bandas al éxito masivo. Fue un show enérgico, original y épico, que históricamente marcó un antes y un después en el desarrollo de la banda. La puesta en escena incluyó dos escenarios, uno principal levantado y otro en la platea; con tres pasarelas que se perdían entre el público y se comunicaban entre sí; cuatro cambios de escenografía; dos arpas láser (un instrumento musical inventado por Gabriel que consiste en un arpa conectada por sensores a un sampler, disparando sonidos electrónicos); el teclado a cargo de Gustavo Bilbao, otrora profesor de música de los hermanos Ruiz Díaz; una orquesta de cuerdas (Gabriel había escrito unas partituras para las canciones que debiesen ejecutar) compuesta por 4 primeros violines, 3 segundos, 2 violas, 2 cellos y 2 contrabajos; fuegos artificiales; y unas máquinas de lluvia de papel picado. En este show se presentaron canciones inéditas y ya existentes con la participación de la orquesta, los teclados o el arpa láser; como el instrumental "Épico" y un tema cantado por Gabriel mientras tocaba el arpa láser, un instrumental compuesto por un solo de Aprile de batería; y las versiones de "Viñas del amor", "Cuántos son" y "Calavera deforme". Sin embargo, tal como había ocurrido varias veces antes en los recitales de la banda, hubieron imprevistos: varios de los accesorios que se había planeado se utilizaran en el show no funcionaron en un primer momento[48] y los músicos debieron apelar a su carisma y energía sobre el escenario para improvisar sobre la marcha mientras los desperfectos eran solucionados. Recién pasados unos momentos los accesorios antes mencionados pudieron ser apreciados. Este mismo concierto fue grabado y transmitido en varias oportunidades por el canal MTV, así como por la radio Rock & Pop en una transmisión en vivo.

Como puntos negativos, por el otro lado, la gran propaganda de MTV, los cortes de difusión, la publicidad en la radio y las notas periodísticas provocaron que, a la vez que Catupecu se hizo masivo, que algunas personas y ciertos fans antiguos acusaran a la banda de ser "mascota de MTV" y de ser un "producto comercial" de la cadena. Algunas de las personas que no habían conocido antes a Catupecu se sostuvieron en este juicio.

Entre diciembre de 2001 y febrero de 2002 la banda ganó no solo una gran cantidad de popularidad (llegando a ser la banda más popular en ese entonces) y seguidores (producto de la publicidad) sino también una enorme cantidad de premios, distinciones, nominaciones, postulaciones, etc. (mencionadas algunas de ellas anteriormente) por, entre otras cosas, su anterior disco y por el show de Obras, que redondeó el exitoso año que Catupecu había tenido en el 2001. Catupecu fue elegida "Mejor Banda de Rock Argentino 2001” por el diario Clarín en el Rubro Rock, en diciembre de 2001; y "Mejor Banda Senior del Año 2001" por la revista Rolling Stone, el mismo mes; en febrero de 2002 sería votada por los lectores como "Mejor artista" y "Mejor banda" del año en la edición "Music Awards" de Rolling Stone. Catupecu finalmente había logrado ingresar al circuito mainstream después de 8 años, y se perfilaba como un "solido recambio generacional", y algunos periodistas incluso la consideraban como la banda sucesora del estilo de Soda Stereo o Divididos, al pertenecer al rock alternativo y gozar de cierta popularidad en otros países de Latinoamérica a pesar de nunca haber tocado como banda fuera de la Argentina.

Por eso, durante Febrero y Marzo de 2002, emprendieron su primera gira internacional dirigiéndose hacia Puerto Rico, dando varios conciertos, tocando ante más de 9.000 personas. En la segunda mitad del 2001 Catupecu se había hecho conocido en aquel país caribeño por la rotación de "Y lo que quiero es que pises sin el suelo" por las radios, tema que alcanzó el primer puesto en las radios de aquel país y se mantuvo allí y en los primeros puestos durante meses. Finalizaron dicha gira en los Estados Unidos.

El 8 de mayo de 2002 el recital de Obras fue editado y lanzado oficialmente en DVD con el nombre de Eso Vive, convirtiéndose en el primer grupo argentino en lanzar un DVD. Fue editado en formato de sonido Surround 5.1, y filmado con catorce cámaras en vivo en Obras, siendo ésta la primera producción de estas características que realiza MTV en Argentina. Este contenía, además, material extra, como intimidades del grupo (una entrevista y la previa al show), temas inéditos ("Viaje de Lur" con video incluido y un remix del hit "Eso vive" que sería un adelanto más de la música del siguiente trabajo de Catupecu) y el multipremiado video del hit "Y lo que quiero es que pises sin el suelo". Al mismo tiempo, MTV lanzó los videos de "Perfectos cromosomas" y "Eso espero", grabados en ese recital. Como puntos negativos de dicho DVD se puede mencionar que en ese recital la mayoría de los temas eran de Cuentos decapitados]] y muy pocos del resto. Y al haber tenido que elegir, de entre todos los temas que fueron tocados, una cantidad accesible para la capacidad del DVD, fueron elegidos para su pista de reproducción en su mayoría temas de ese disco, disminuyendo los otros aún más (8 de Cuentos Decapitados, 1 de A morir!!!, 3 de Dale! y 1 inédito). Los temas "Calavera deforme", "Cuántos son", "Viñas del amor", el tema del arpa láser de Gabriel y el tema que consistía en un solo de batería de Aprile no fueron incluidos en el DVD. De cualquier forma, el recital completo fue grabado por la radio Rock & Pop y su audio está disponible en Internet.

El 15 de mayo, después de una serie de conciertos con localidades agotadas en el club The Roxy (donde Catupecu acostumbraría a presentarse, aún sin aviso previo), y en un alto pico de popularidad que aún continuaba aumentando, "Aprile" Sosa decidió dejar la banda en buenos términos por "diferencias de intereses" y porque "se había cansado de tocar en Catupecu". Desde hacía unos meses trabajaba paralelamente como guitarrista, cantante y líder en su proyecto Cuentos Borgeanos, aunque a partir de su separación se dedicaría exclusivamente a esta banda. La separación de él nunca fue del todo esclarecida públicamente, aunque el músico continuaría teniendo una relación de amistad con los hermanos Ruiz Díaz y los demás integrantes de Catupecu también, siendo invitado por ellos en reiteradas ocasiones posteriores (como por ejemplo, cuando tocó la guitarra y se sumó en coros en el Obras por Gaby de 2006). El día 23 de mayo, a una semana de la separación de "Aprile" y mientras la prensa creía que su lugar iba a ser reemplazado por varios bateristas con el tiempo sin establecerse uno fijo, los integrantes que quedaban de Catupecu (los hermanos Ruiz Díaz) volvieron a incorporar a Javier Herrlein, que como queda dicho era un viejo amigo de la banda, había sido parte de la formación en sus comienzos en 1994, y había sido invitado ocasionalmente en algunos shows y grabaciones. Inmediatamente luego de que se lo incorpora como el nuevo baterista, comienzan a grabar un nuevo disco a la semana siguiente, el cual sería Cuadros dentro de cuadros. Herrlein, sin embargo, no debutaría en vivo sino hasta agosto de ese año.[49]

Cuadros Dentro De Cuadros (2002)

Durante el transcurso de la grabación, Fernando participó en el tema "Skabaires" de Aztecas Tupro,[50] una banda amiga de Catupecu desde la época en que tocaban en las "Fiestas de fin de siglo".

Al cabo de 2 años finalmente editaron "Cuadros Dentro De Cuadros", grabado entre mayo y agosto. Este fue considerado como “su disco más arriesgado”, ya que su grabación se realizó sin el bajo, con un baterista nuevo y utilizando efectos por computadora. Para ello, se internaron en una quinta cercana a la localidad de Capilla del Señor, en donde montaron un estudio con tres salas, una para cada integrante, así todo el disco sería armado por partes por cada miembro de la banda, cada uno desde su estudio. Finalmente el disco fue presentado en Obras Sanitarias el 23 de noviembre de 2002.

El disco, si bien no fue aceptado plenamente por sus antiguos fans, los introdujo en los gustos de los amantes de la música electrónica, haciendo que participaran en el festival Creamfields. Dos motivos clave hicieron que los fans más originarios despreciaran en un primer momento al trabajo[51] y tildaran a la banda con que se "habían" vendido: en primer lugar la renuncia del baterista Abril Sosa, y en segundo lugar el cambio de 180° para pasar a la música electrónica.

Se trataba de una experimentación de Catupecu donde se utilizaban los efectos de sonido y los efectos por computadora. Temas como Origen Extremo y Cuadros Dentro de Cuadros fueron promocionados por los medios de comunicación y aceptados por la mayor parte del público. También lo fue "Hechizo", cover de la banda "Héroes del Silencio", y tras el accidente de Gabriel, "Batalla", por ser reversionado en formato acústico, y "Opus 1", por ser cantado por Gabriel. En Gritarle al Viento, se dejaba de lado la estética electrónica (como en "Hechizo"); y Grandes Esperanzas sería reversionado en "Tratado de la materia en estudio", del disco "Laberintos: entre Aristas y Dialectos". Este último tema, junto con "Batalla", serían la banda sonora de la pélicula argentina Palermo Hollywood. Un videoclip de "Grandes Esperanzas" hecho con imágenes de dicho film se lanzaría.

El disco llegó a integrar la lista de los 20 mejores discos de la historia del rock argentino, en la edición especial por el 20º aniversario del suplemento Si, del diario Clarín. Al respecto, Fernando Ruiz Díaz dijo, más tarde: "Esa una publicación referencial de la cultura joven argentina. Estaba "Canción animal", de Soda Stereo, "Llegando los monos", de Sumo, "Oktubre" de los Redondos. Paso de la incomprensión al reconocimiento". También fue elegido como "Mejor álbum del año por los críticos", en la revista Rolling Stone.[52]

El Número Imperfecto (2004)

Dos años después, el 4 de noviembre de 2004 salió a la venta el quinto álbum de la banda titulado "El Número Imperfecto". Este nuevo álbum contó con la incorporación, prácticamente definitiva de Martín Macabre González en samplers, sintetizadores y computadoras. Los mismos hermanos Ruiz Díaz lo admitieron, diciendo: "En este CD se nota más la presencia de los samplers y sintetizadores, este power trío cada vez parece más un cuarteto".

Es verdad que "El Número Imperfecto" contó con una increíble experimentación con computadoras y samplers, sin embargo, el resultado no fue para nada parecido a "Cuadros Dentro De Cuadros", ya que se trató de un disco donde se puede escuchar la esencia misma de Catupecu. En él se recupera aquel rock de los comienzos, aquellos reconocibles gritos de Fernando como Hey! (notables en el tema "Muéstrame los dientes" y en una parte del tema "Plan B: Anhelo de Satisfacción") y otros tantos que son característicos de la banda, tanto en vivo como en estudio.

Por otro lado, en el disco fue incorporado un track interactivo para acceder a la página oficial de la banda. También contó con algunos invitados como: Leo De Cecco y hasta el mismísimo Zeta Bosio, ex Soda Stereo. Como particularidad, se incorporó un cover de la banda Massacre, el cual lleva el título de "Plan B: Anhelo de satisfacción".

Según el bajista Gabriel Ruiz Díaz: "Cada disco tuvo una particularidad. En éste siento que se cerró un círculo, que el disco está flotando arriba de los anteriores. Tiene el nervio visceral de 'Dale!', melodías onda 'Cuentos Decapitados' y cosas que hallamos yendo por la puerta de atrás en 'Cuadros dentro de Cuadros'".

El disco alcanzó el puesto 47° de la lista de los "100 mejores discos del rock nacional" en la edición doble aniversario de la revista Rolling Stone.[53]

En Marzo de 2006 Gabriel sufrió un grave accidente en compañía de César Andino (cantante de Cabezones). Este acontecimiento afectó profundamente a la banda, especialmente a su hermano Fernando. Durante varias semanas se rumoreaba que este desafortunado episodio estaría marcando el final de Catupecu Machu.

Contra todos los pronósticos, la banda decidió seguir tocando y llevó a cabo un show multitudinario (que temporalmente había sido cancelado) en el Estadio Pepsi Music Outdoors, el 22 de abril. Este recital fue brindado con la presencia de músicos invitados (Cabezones, Javier Weintrau, Gabriela Conte, Zeta Bosio, Massacre, Abril Sosa, Zorrito Von Quintiero, Diego Arnedo, Agustín Rocino). Después continuarían girando durante el resto del año con "Zeta· en el bajo.

En 2007 realizaron algunas presentaciones. Son destacables la del 20 de enero, en el predio de Av. Figueroa Alcorta y La Pampa, organizada gratuitamente por el gobierno de Buenos Aires, donde asistieron más de 40,000 personas; así como la del "Quilmes Rock" de abril junto a Attaque 77, Las Pelotas, y Divididos, donde Zeta Bosio hizo su última presentación con Catupecu antes de su regreso a Soda Stereo.

Laberintos Entre Aristas Y Dialectos (2007)

Desde mayo a agosto la banda volvió al estudio para grabar su sexto álbum, "Laberintos entre aristas y dialectos", la fecha de lanzamiento fue el 25 de octubre. Este álbum está dividido en 2 partes: "Registro de la materia en concierto" (recopilación de presentaciones en vivo) y "Tratado de la materia en estudio" (reversiones de temas clásicos y 3 canciones nuevas: "Viaje del miedo", "Dialecto" y "Foto en Blanco y Negro"). Fue masterizado en la ciudad de Nueva York por el reconocido ingeniero estadounidense Tom Coyne.

A fines de septiembre fue presentado como reemplazante de Gabriel por tiempo indeterminado, el bajista Sebastián Cáceres, antiguo integrante del equipo técnico de la banda.

Los días 7, 8, 9 y 15 de diciembre el álbum fue presentado en Buenos Aires en el teatro Gran Rex. A modo de duelo por el estado físico de Gabriel Ruiz Díaz, se montó una puesta en escena atípica al estilo de Catupecu, esto se complementó con el público sentado, algo poco frecuente en sus recitales, donde prevalece la cultura del pogo (sobre todo en temas enérgicos como "Magia Veneno", "Acaba el Fin", "Plan B", "El Lugar", "La Polka", Apirié Omapare Piaroló, "Perfectos Cromosomas", "Héroes Anónimos", "Calavera Deforme" y "Dale!").

Se ejecutaron las versiones acústicas que se pueden escuchar en el disco con una orquesta de cuerdas invitada especialmente para el show. Dicha orquesta fue conducida por el amigo de la banda, Javier Weintraub.

El 6 de abril de 2008 la banda se presentó en el Quilmes Rock en el estadio de River Plate. Compartió escenario con Estelares, Massacre, Black Rebel Motorcycle Club y Divididos. Durante la presentación Fernando anunció que Gabriel estaba sentado en un palco observando el show, lo que marcó el notorio avance en su estado de salud.

Un espectáculo similar al del teatro Gran Rex se presentó en el Teatro Opera los días 12, 13, 14 y 15 de junio.

Simetria De Moebius 2009 (2009)

Simetría de moebius trata de un álbum preproducido entre los meses de Abril y Agosto en un campo de un abogado amigo de Fernando, este llamado Pablo Mayer. El lugar fue apodado Mayerland, dando lugar a un interludio reproducido en los recitales de El Teatro de Mayo 31 de 2009. Finalmente luego de varios procesos de producción y masterización hasta con el mismísimo Tony Coyne quien masterizara discos de AC/DC, el día 5 de noviembre de 2009 ve la luz el álbum. El mismo siendo presentado en un recital exclusivo para amigos, prensa y otros invitados. El corte de difusión "Confusión" Ya rotaba en las radios desde hace varios días. En este disco Catupecu Machu, innova y crea unas simetrías musicales que se sostienen a lo largo de todo el disco. Fernando comento en varias notas:-"Simetría es un disco que es como un recital de Catupecu, empieza con temas muy sanguíneas, después baja y al final termina muy arriba". A lo largo del disco se puede escuchar a la banda utilizando otros artilugios musicales sin perder el espíritu característico. Sin duda una de las bandas más originales. Cada tema es una nueva atmósfera para disfrutar y vivir. Si bien se trata de un disco complicado para el fan de Catupecu, que se moriría por escuchar una guitarra distorsionada, en este disco no lo podrá hacer. En contra partida Fernando, Herrlein, Macabre y Sebas, te presentan unos bajos intensos, con melodías potentes que están dispuestas para llegar a lo más recóndito de vos. Una arquitectura musical envidiable y una apuesta fuerte a la nueva era bien marcada por su titulo. En el arte del disco trae una "explicación" de las palabras "Simetría" y "Moebius" dándoles a este un sentido poético. Como bien lo describieron los integrantes del grupo en otra entrevista:- " Es como la cinta de moebius, vos partís de un lugar le das la vuelta y volves al mismo lugar de donde saliste pero desde otro lado" Y eso esta pasando con Catupecu hoy en día, es como empezar de cero. El disco esta compuesto por 11 tracks meticulosamente realizados y bien pensados. Un nuevo disco para descubrir y un nuevo sonido que sin duda será un éxito.


Formaciones a lo largo de su historia

Primera formación

  • Fernando Ruiz Díaz (voz y guitarra)
  • Gabriel Ruiz Díaz (bajo, percusión y 2ª voz)
  • Javier Herrlein (batería)

Esta formación fue la inicial, cuando los miembros de la banda (que todavía no tenía nombre), aún adolescentes, estaban a principios de 1994 practicando sus primeras veces con los instrumentos musicales. Ya tenían el propósito de ser un Power Trío.

Segunda formación

  • Fernando Ruiz Díaz (voz y guitarra)
  • Gabriel Ruiz Díaz (bajo y 2ª voz)
  • Marcelo Baraj (batería)
  • Mariana Baraj (percusión)

En esta formación, los hermanos Baraj tocaron en la misma banda desde mediados de 1994 hasta principios del año 1995.

Tercera formación

  • Fernando Ruiz Díaz (voz y guitarra)
  • Gabriel Ruiz Díaz (bajo, percusión y 2ª voz)
  • Miguel Abril Sosa (batería)

Esta formación es la más recordada por los fans de Catupecu que los siguieron desde sus inicios, ya que fue la que sacó los discos "Dale!" (1995), "A morir!" (1998) y "Cuentos decapitados" (2000), que tenían la esencia original de la banda. Al terminar su último disco, la cadena musical "Mtv" les propuso sacar su primer dvd y tocar por primera vez en el estadio de obras sanitarias. El dvd se llamó "Eso vive" (15 de diciembre de 2001). Esta formación se prolongó hasta 2003, momento en que se produjo la partida del baterista Abril. Él se convirtió en cantante de su nueva banda "Cuentos Borgeanos". Luego de esto, volvió el viejo ex integrante de la banda, Javier Herrlein, quien ya había tocado la acordeón en el tema "La Polca" y en algunos temas como segunda batería creando el efecto de la doble batería característica de la banda. En el pepsi music 2008, en la fecha 2 (en la cual se presentaba la banda), el ex baterista estuvo como invitado en la canción "entero o a pedazos".

Cuarta formación

  • Fernando Ruiz Díaz (voz y guitarra)
  • Gabriel Ruiz Díaz (bajo, percusión y 2ª voz)
  • Javier Herrlein (batería)

Con esta formación grabaron el CD "Cuadros Dentro de cuadros"(2002), en el cual integran al teclista Martín González al grupo. En efecto, el disco se caracterizó por la inclusión y el uso extensivo de sonidos electrónicos, algo novedoso en Catupecu, a lo cual apostaron como experimento.

Quinta formación

  • Fernando Ruiz Díaz - (voz y guitarra)
  • Gabriel Ruiz Díaz - (bajo, percusión y 2ª voz)
  • Javier Herrlein - (batería)
  • Martín "Macabre" González - (teclado, Samplers, sintetizadores y coros)

Con esta formación grabaron el álbum "El número imperfecto" (2004), en el cual sacan varios éxitos popularizados gracias a los medios de comunicación, como "Magia veneno", "A veces vuelvo", "Plan B: Anhelo de satisfacción" (cover de la banda argentina Massacre), "En los sueños" y "El refugio".

Esta formación es la que se halla en "Registro de la materia en concierto", la parte en vivo del disco "Laberintos: entre Aristas y Dialectos", ya que se registra un recital de septiembre de 2005.

En 2006 el bajista Gabriel Ruiz Díaz sufrió un grave accidente junto al cantante de Cabezones, César Andino, y ambos —en especial Gabriel— resultaron severamente heridos.

Sexta formación

  • Fernando Ruiz Díaz (voz y guitarra)
  • Javier Herrlein (batería)
  • Martín "Macabre" González (teclado, samplers, sintetizadores y 2ª voz)
  • Esteban "Pichu" Serniotti (2ª guitarra y coros)
  • Héctor "Zeta" Bosio (bajo)

Con la llegada de "Pichu" y "Zeta" (el legendario bajista de la banda Soda Stereo), Catupecu realizó algunos recitales en la Ciudad de Buenos Aires y una gira. La inclusión de Zeta se había efectuado para reemplazar a Gaby. Durante su paso, se tocaba un cover de Persiana Americana, tema de Soda Stereo. A causa del regreso de dicha banda al escenario (en septiembre de 2007) luego de su separación en 1997, Zeta se fue de la banda.

Séptima formación

  • Fernando Ruiz Díaz (voz y guitarra)
  • Javier Herrlein (batería)
  • Martín "Macabre" González (teclado, samplers, sintetizadores y 2ª voz)
  • Sebastián Cáceres (bajo)

Con la llegada del asistente de guitarras y bajo de Catupecu Machu, Sebastián emprendió el camino de Gabriel de ser bajista de la banda. Llegó apenas se fue Zeta Bosio.

Esta es la formación actual de la banda y con la cual grabaron su primer cd doble y acústico "Laberintos entre aristas y dialectos" (2007). La Parte 1 "Tratado de la materia en estudio" contiene 3 temas nuevos: "Viaje del miedo" , "Dialecto" y "Foto en blanco y negro" y 2 re-versiones: "Grandes esperazas" y "El lugar". La Parte 2 se llama "Registro de la materia en concierto".

Con un recital acústico de la radio "la 100" hecho en 2005 y un set acústico para la cadena Much Music el 4 de noviembre de 2008 los fans de la banda esperan con ansias el nuevo disco de la banda a editarse en 2009.

Valoración

La banda es una de las más premiadas de la República Argentina. En importantes festivales fue presentada junto a grandes grupos como Divididos, Los Piojos, Las Pelotas, Intoxicados, Árbol, etc.

Los medios reconocen la calidad musical y técnica de la banda[cita requerida]. El periodista Gerardo Rozín dijo sobre ellos en su programa de radio: "Sin dudas, hay miles de bandas de rock en la Argentina y en el mundo... pero muy pocas bandas de músicos, y eso es Catupecu" ("La Banda Ancha", Mega 98.3, 28 de marzo de 2008).

Es llamativa la cantidad de graffitis que pueden verse[cita requerida] en los muros a la vera de las vías del ferrocarril Sarmiento, los cuales hacen referencia a la banda; probablemente afirmando su origen en el barrio de Villa Luro.

Actualmente, los medios apoyan a la banda cuando se toca el tema del estado de salud de Gabriel Ruiz Díaz, aún en recuperación.

Accidente de Gabriel

Gabriel Ruiz Díaz sufrió un accidente automovilístico el 31 de marzo de 2006 en horas de la madrugada cerca del Zoológico de Buenos Aires. En el automóvil que conducía viajaba también el cantante de Cabezones, César Andino. Cesar sufrió lesiones en sus piernas, por lo que fue operado once veces y se recuperó luego de varios meses de rehabilitación. Por su parte, Gabriel sufrió fractura de cráneo y politraumatismos severos.

El 10 de octubre de 2006 abandonó el Hospital Fernández y fue trasladado al Instituto de Rehabilitación y Educación Terapéutica Fleni de la localidad de Escobar, un centro de rehabilitación neurológica en la zona norte del Gran Buenos Aires.

El 5 de abril de 2007, en su programa de radio "¿Cuál es?" transmitido por la Rock & Pop, Mario Pergolini dijo que Fernando Ruiz Díaz le contó que Gabriel había hablado por primera vez desde el accidente, primero con un enfermero y luego con Dominga, su madre.

Actualmente se encuentra clínicamente estable, recibiendo tratamiento específico para recuperar su visión y su motricidad. Pese a todos los pronósticos iniciales, los cuales afirmaban que no podía ser salvado, Gabriel mejora poco a poco cada día. Uno de sus tratamientos fundamentales incluyó la musicoterapia, actividad que llevó a cabo con su hermano Fernando y una especialista del tema.

El día 6 de abril de 2008, en la presentación de la banda en el Quilmes Rock Festival, Fernando Ruiz Diaz anuncia a su publico que, por primera vez en 2 años, Gabriel esta presente en un show de su banda, sentado detrás de las bambalinas.

Entre los meses de Abril y junio de 2009, la banda se interna en una quinta de campo para preparar lo que seria su proximo disco. El 2 de octubre, bajo el programa de Mario Pergolini `` Cual es?´´ presentan ``Confusion´´, el primer corte del disco ``Simetria de Moebius´´.

El 3 de Noviembre de 2009 Catupecu Machu asiste a una prolongada entrevista en vivo a cargo de Mario Pergolini, desde los estudios Norberto Napolitano, en el programa Cual es?, donde hablaron de su ultimo disco "Simetria de Moebius", y de su evolucion como banda.

Discografía

Premios y reconocimientos

  • "Mejor Producción del año", por el disco "Laberintos, entre aristas y dialectos". Premios Gardel, miércoles 26 de marzo de 2008.
  • "Los Mejores Discos del 2000", por "Cuentos Decapitados". Revista Rolling Stone, Enero de 2001
  • "Mejor Banda de Rock Argentino 2001". Premio del diario "Clarín" a la Música, Diciembre de 2001.
  • "Mejor Banda Senior del Año 2001". Revista Rolling Stone, Diciembre de 2001.
  • "Artista del Año" y "Mejor Banda del Año". Rolling Stone Music Awards, Febrero de 2002.
  • "Mejor Album de Rock por Los Críticos". Rolling Stone, Music Awards nro. 59, Febrero de 2003.

Por el videoclip del tema "Y lo que quiero es que pises sin el suelo":

  • "Premio MTV" al mejor video latino 2001 votado por la gente.
  • "Mejor video del año 2000". Encuesta del suplemento "Si!", del diario Clarín, diciembre de 2001.
  • "Mejor video". Rolling Stone Music Awards 2001, Febrero de 2001.

Citas, notas y referencias

  1. En el recital brindado por la banda en el club GAP de Mar del Plata el 18 de abril de 2003, Fernando Ruiz Díaz menciona que el día del cumpleaños de su hermano coincide con el aniversario de la banda. Por lo tanto, la banda fue formada el 19 de abril.
  2. Catupecu Machu, el monstruo de tres cabezas.
  3. CATUPECU MACHU: Tres cabezas salvajes, un alarido de furia y algunos cuentos decapitados.
  4. [1]"Nota a Fernando Ruiz Diaz (Catupecu Machu) - El Acople"
  5. CATUPECU MACHU: "Lo de Cromañón se veía venir".
  6. "Arde Cosquín Rock".
  7. "Semillas de rock"
  8. Catupecu Machu en Obras: Energy rock
  9. 380 watts de Catupecu
  10. "Catupecu Conceptual"
  11. Cosquín Rock abrió con Catupecu y Café Tacuba
  12. "Una obra conceptual en el Teatro Opera"
  13. Catupecu Machu, ¿La banda del año?
  14. "UN MONTRUO DE TRES CABEZAS" (fragmento que dice "la nueva aplanadora del rock nacional")
  15. [http://www.catupecumachu.com/discografia/7-el-numero/eventos/aniversario-laplata/index.html La Plata, Argentina, 19/11/2006, donde 1 de cada 6 habitantes de dicha ciudad presenció el recital
  16. Santiago, Chile, 15/04/2007
  17. Durazno, Uruguay, 14/10/07
  18. Bogotá, Colombia, 04/11/07, donde el público fanático del heavy metal lo aplaudió
  19. El Acople: Entre angustias y esperanzas
  20. "Nombre raro, ideas claras".
  21. "CATUPECU MACHU: "No olvidemos que esto es música".
  22. "Pereuí Pachú Soufá"
  23. "Se van a encontrar con un grupo que sale a vivir cada show como si fuera el último".
  24. "Circo, improvisacion y beneficencia".
  25. La historia
  26. En "La polca", del disco Dale!, y la interpretación en vivo del mismo tema para el disco A Morir!!!.
  27. En la interpretación en vivo del tema "Dale!" para el disco A Morir!!!
  28. Catupecu Machu "Animales del Rock&Roll", Rolling Stones, N°10."
  29. Ya que los músicos cuentan que Javier Herrlein tocaba cuando la banda no tenía nombre, y que Fernando comentó en otra ocasión que habían elegido el nombre "para salir del apuro".
  30. Historia de Catupecu Machu.
  31. "Somos masivos con pulso under"
  32. [2]Los distintos demos de Catupecu
  33. [http://www.catupecumachu.com/discografia/7-el-numero/prensa/inrockuptibles-200411.html "SIGUE GIRANDO"
  34. Nota a Fernando Ruiz Díaz"Verano del '96"
  35. "A Gabriel Ruiz Diaz"
  36. "A morir!!!"
  37. Revista Madhouse de marzo de 1999, N°98.
  38. "Nombre raro, ideas claras"
  39. Revista Madhouse, diciembre de 1997, N°107.
  40. Discografía
  41. "El dandy de Villa Luro"
  42. "Odisea 2001"
  43. "Otro disco tributo: escuchá al Indio Solari haciendo un tema de Calamaro"
  44. Encuesta del Sí, 2000
  45. "Catupecu Machu, ¿la banda del año?"
  46. Catupecu Machu íntimo y cuadrafónico
  47. La aplanadora 2001
  48. "Catupecu Machu en el Estadio Obras"
  49. "Fin de semana salvaje"
  50. Prensa de 2003 de Aztecas Tupro
  51. [3]"ROCK CON DIENTES", del diario "El observador"
  52. [4]"Mejor Album de Rock por Los Críticos, 2002", de la página oficial
  53. [5]"EL NÚMERO IMPERFECTO" ENTRE "LOS 100 MEJORES DISCOS DEL ROCK NACIONAL", de la página oficial

Enlaces externos

Obtenido de "Catupecu Machu"

Wikimedia foundation. 2010.

Mira otros diccionarios:

  • Catupecu Machu — is an Argentine rock band, usually classified as within Rock en Español. Its current band members are Fernando Ruíz Díaz in voices and guitar; Gabriel Ruíz Díaz in bass guitar, special effects, samplers, voices and production; Javier Il Grosso… …   Wikipedia

  • Catupecu Machu — es una banda argentina de rock que se formo en el año 1995 y sus integrantes son: ● Fernando Rubens Ruíz Díaz: Voz y guitarras ● Gabriel Ruíz Díaz: Bajo y computadoras ● Javier Il Grosso Herrlein: Batería y acordeón ● Macabre (Martín Gonzalez):… …   Enciclopedia Universal

  • Dale! — Saltar a navegación, búsqueda Dale! Álbum de Catupecu Machu Publicación 7 de agosto de 1997 Género(s) Rock Alternativo / Garage …   Wikipedia Español

  • A Morir!!! — Saltar a navegación, búsqueda A Morir ! Álbum en vivo de Catupecu Machu Publicación 1998 Grabación 1997 a 1998 …   Wikipedia Español

  • Rock de Argentina — Saltar a navegación, búsqueda Rock Orígenes musicales: Blues, Jazz, Rock and roll Orígenes culturales: Instrumentos comunes: guitarra, guitarra …   Wikipedia Español

  • Anexo:Bandas en Cosquín Rock — Lista de bandas que se han presentado en el festival argentino de Cosquín Rock ordenadas por año. Contenido 1 Cosquin Rock 2001 1.1 Sabado 10 de Febrero 1.2 Domingo 11 de Febrero 2 …   Wikipedia Español

  • Rock al Parque — Saltar a navegación, búsqueda Rock al Parque Carcass en Rock al Parque 2008 Duración 1995 al presente Localización …   Wikipedia Español

  • A morir!!! — A Morir Álbum en vivo de Catupecu Machu Publicación 1998 Grabación 1997 a 1998 Género(s) Hard rock Discográfica …   Wikipedia Español

  • Abril Sosa — Datos generales Nombre real Miguel Sosa Nacimiento 1981, Buenos Aires, Argentina Origen …   Wikipedia Español

  • Gabriel Ruiz Díaz — Datos generales Nombre real Gabriel Ruiz Díaz Nacimiento 19 de abril de 1975, Santa Fe, Argentina Origen …   Wikipedia Español


Compartir el artículo y extractos

Link directo
Do a right-click on the link above
and select “Copy Link”

We are using cookies for the best presentation of our site. Continuing to use this site, you agree with this.