Jansenismo


Jansenismo

El jansenismo fue un movimiento religioso de la Iglesia católica, principalmente en Europa, de los siglos XVII y posteriores. Su nombre proviene del teólogo y obispo Cornelio Jansen (1585-1638).

La obra fundamental del jansenismo es el Augustinus, escrito por Cornelio Jansenio (1585-1638) pero publicado de forma póstuma (Lovaina, 1640) debido a la controversia teológica que hubiera podido generar. Basado en este libro surge un movimiento que se desarrolla en tres ramas: jansenismo teológico, jansenismo moral-espiritual (influyente en el rigorismo moral en los siglos XVIII a XIX) y jansenismo político-antijesuítico-galicanista (considerado como el movimiento mayoritario dentro del jansenismo).

Contenido

Desarrollo histórico del jansenismo

Las discusiones del Concilio de Trento sobre el papel de la libertad y su relación con la gracia divina no habían terminado con la controversia De Auxiliis. Jansenio pensó encontrar en los escritos de Agustín de Hipona una respuesta más satisfactoria. Por eso, elaboró su obra ‘‘Augustinus’’ donde trata tres puntos principalmente:

  • Resumen de la controversia Pelagiana
  • Negación del estado de naturaleza pura
  • Desarrollo de su concepción sobre la noción de “gracia eficaz”.

Según consta por el mismo escrito, él pensaba con esto mantenerse dentro de la explicación de la teología de Agustín y colocaba el escrito con sumisión a lo que dictara el Papa.

El abad de Saint Cyran

Jean Duvergier de Hauranne, abad de Saint Cyran, era director espiritual en el monasterio de Port Royal des Champs donde había nacido un movimiento rigorista relacionado con la familia Arnauld: Antonio Arnauld (1612-1694), teólogo de la Sorbona y la abadesa Angélica Arnauld (1591-166). El "gran Arnauld" es un personaje controvertido que ha merecido fuertes críticas de historiadores como Bremond y por otros es considerado el mejor director espiritual. Era muy adverso a la Compañía de Jesús y con el seudónimo de Petrus Aurelius había publicado una serie de escritos contra ellos y su supuesta independencia de los obispos.

A Duvergier debe el jansenismo una creciente fama y la publicación y extensión del escrito de Jansenio. Esto le valió la enemistad del cardenal Richelieu que buscaba apagar toda fuente de discordias en la iglesia francesa. El Papa Urbano VIII prohibió la reimpresión del Augustinus pero el libro se siguió imprimiendo ya que había sido dedicado al cardenal Fernando, infante de España, quien permitió y popularizó la publicación. Incluso en Roma se hizo una edición en 1643. Pero ya varios documentos y la Inquisición habían prohibido el libro. El primero fue la bula In eminenti de Urbano VIII (1642). Luego vino la constitución Cum occasione de Inocencio X (1653) y otra constitución publicada por el Papa Alejandro VII, Ad sacram beati Petri sedem.

Los Arnauld

Fueron continuadores de la obra de Duvergier. Antonio Arnauld, también enemigo de los jesuitas, se dedicó a propagar las ideas de Jansenio intentando presentarlas como puro y consecuente agustinismo. Criticó ásperamente la costumbre de la comunión frecuente, añadiendo este aspecto a la devoción de sus seguidores. También institucionalizó el jansenismo ofreciéndole una ascética propia, una modificación propia de los dogmas y los cambios necesarios en la liturgia y en los sacramentos. A Antoine se le unió bien pronto Pierre Nicole que criticó especialmente la formulación de la infalibilidad pontificia y propuso la propia de los jansenistas que es de corte conciliarista.

Angélica Arnauld, su hermana, era religiosa en el monasterio de Port Royal des Champs y luego abadesa. Impuso una férrea vivencia de la regla cisterciense, y tras la muerte de Francisco de Sales, asumió a Duvergier como director espiritual quien la aconsejó que siguiera el camino de exigencia rígida de la fidelidad a la regla religiosa. Así el monasterio de Port Royal llegó a ser el centro del jansenismo donde cada vez se practicaba menos la comunión eucarística.

Desde este monasterio, la doctrina y praxis jansenista se mantenía y se extendía por Francia. Tras años de diversas condenas por parte del Papa, el monasterio fue destruido en 1710 y las monjas que lo habitaban se dispersaron.

Quesnel

Sin embargo, otro teólogo había tomado las tesis principales del jansenismo, junto con las ideas conciliaristas y la tendencia galicana, dando con ello un nuevo renacimiento a estas doctrinas. Se trataba de Pasquier Quesnel (1634-1719) quien a través de sus Réflexions morales (publicada en 1671) logró ganarse simpatías y apoyos incluso en el alto clero. Las disputas teológicas se multiplicaron y el ambiente se caldeó hasta tal punto que los obispos franceses pidieron una nueva intervención pontificia.

Teología jansenista

La teología propuesta por Jansen está basada en una interpretación literal de los textos de Agustín de Hipona. Sin embargo, se vio influida por el desarrollo histórico y las peripecias de sus defensores. Así, en Jansenio encontramos la teología de la gracia, en Arnauld la teología sacramental, en Saint Cyran la disciplina y en Quesnel su unificación con el galicanismo.

En cuanto al tema de la gracia, Jansen afirma que el estado original es el estado natural del hombre. Un estado de gracia y amistad con Dios, inmortalidad e integridad (verdadera libertad). Adán, en ese estado, era verdaderamente libre y poseía la gracia (el auxilio de Dios) suficiente para evitar el pecado. Sin embargo, la gracia eficaz no sólo es el auxilio para evitar el pecado, sino el auxilio de Dios para hacer el bien. Adán en el Paraíso tenía la gracia suficiente, pero no tenía la gracia eficaz, porque para Jansen la gracia eficaz es siempre vencedora. El que posee la gracia eficaz no puede pecar. Después del pecado el hombre ha perdido la libertad. En el hombre hay una delectatio terrestris (gusto por las cosas de la tierra) invencible. Jansen afirma además que para salir de esa situación después del pecado no basta la gracia suficiente sino que es necesaria la gracia eficaz, es decir, el auxilio sin el cual el hombre no puede no pecar: con la gracia eficaz el hombre se dirige invenciblemente hacia el bien. No basta un auxilio que le dé la posibilidad de no pecar, sino que necesita un auxilio eficaz para no hacerlo. La fe eficaz es absoluta: cambia la delectatio terrestris por una delectatio coelestis: se goza en el bien. La gracia provoca un gusto tan grande por las cosas de Dios que el hombre invenciblemente las hace. Ahora bien, la libertad se mantiene porque la gracia despierta en el hombre la voluntad de hacer el bien. Quien no actúa movido por la gracia eficaz peca infaliblemente. Así pues, la predestinación es la razón por la que algunos hombres poseen la gracia eficaz y otros no. Dios ha predestinado a unos a la salvación y a otros a la condenación. Según esta doctrina, las obras son buenas o malas. No puede existir la moral probabilista, porque lleva al laxismo.

En relación con los sacramentos es la ascética propia del movimiento la que los aleja progresivamente de su práctica, en especial de la Eucaristía. Esto se fijó con el escrito De la fréquente communion de Arnauld que argumentando desde la praxis penitencial de la Iglesia Antigua invocaba esa práctica para usarla en una serie de condiciones que era necesario cumplir para poder recibir la Reconciliación o la comunión. De ahí también que su rigorismo en materia moral fuera cada vez más extremo.

Las sucesivas condenas por parte de la Sede romana les llevó a sostener posiciones conciliaristas que les llevaron al galicanismo. El movimiento, desde el inicio se mostró enemigo jurado de los jesuitas y por eso, derivó en postura política gracias al apoyo de Blas Pascal.

Bibliografía

  • Colabora en Commons. Wikimedia Commons alberga contenido multimedia sobre Jansenismo. Commons
  • K. BIHLMEYER – H. TUECHLE, Storia della chiesa, vol. 4: época moderna. Ed. Morcelliana, Brescia 1988, ISBN 88-372-0666-6
  • G. MARTINA, La Iglesia: de Lutero a nuestros días, Ed. Cristiandad 1974. Cuatro volúmenes. ISBN 84-7057-153-2
  • Manuel FRAILE MIGUÉLEZ, Jansenismo y regalismo en España. Estudio preliminar de Rafael Lazcano. Ed. Agustiniana, Guadarrama 2010. ISBN 978-84-95745-98-9



Wikimedia foundation. 2010.

Mira otros diccionarios:

  • jansenismo — sustantivo masculino 1. (no contable) Doctrina religiosa del siglo XVII que consideraba a la gracia divina como única responsable de la salvación del alma: El jansenismo negaba el libre albedrío de las personas …   Diccionario Salamanca de la Lengua Española

  • jansenismo — s. m. Doutrina de Jansênio, bispo de Ypres (sécs. XVI XVII), sobre a graça e a predestinação …   Dicionário da Língua Portuguesa

  • jansenismo — (De C. Jansen, 1585 1638, obispo flamenco). 1. m. Doctrina que exageraba las ideas de San Agustín acerca de la influencia de la gracia divina para obrar el bien, con mengua de la libertad humana. 2. En el siglo XVIII, tendencia que propugnaba la… …   Diccionario de la lengua española

  • Jansenismo — (De Cornelius Jansen, obispo flamenco.) ► sustantivo masculino RELIGIÓN Doctrina religiosa fundada en el siglo xvii, que defendía la salvación de la persona sólo mediante la gracia divina, en detrimento de la libertad humana. * * * jansenismo m.… …   Enciclopedia Universal

  • jansenismo — {{#}}{{LM J22840}}{{〓}} {{[}}jansenismo{{]}} ‹jan·se·nis·mo› {{《}}▍ s.m.{{》}} Movimiento religioso, basado en las teorías de Cornelio Jansen (teólogo y obispo holandés del siglo XVII), que defiende que la salvación del ser humano solo puede… …   Diccionario de uso del español actual con sinónimos y antónimos

  • Pío IX — Beato Pío IX Papa de la Iglesia católica 16 de juniode 1846 – 7 …   Wikipedia Español

  • jansenista — ► adjetivo 1 RELIGIÓN Del jansenismo. ► adjetivo/ sustantivo masculino femenino 2 RELIGIÓN Que profesaba esta doctrina religiosa. * * * jansenista adj. Del jansenismo. ⊚ adj. y n. Adicto a él. * * * jansenista. adj. Seguidor del jansenismo. U. t …   Enciclopedia Universal

  • Blaise Pascal — Saltar a navegación, búsqueda Blaise Pascal Blaise Pascal Filosofía occidental Filosofía del siglo XVII …   Wikipedia Español

  • Gracia divina — En teología cristiana se entiende por gracia divina o gracia santificante un favor o don gratuito concedido por Dios para ayudar al hombre a cumplir los mandamientos, salvarse o ser santo, como también se entiende el acto de amor unilateral e… …   Wikipedia Español

  • Port Royal des Champs — Saltar a navegación, búsqueda Port Royal des Champs es un antiguo convento cisterciense situado en el valle de Chevreuse al sur oeste de París, célebre por la comunidad religiosa de orientación jansenista que se desarrolló allí desde 1634 a 1708 …   Wikipedia Español


Compartir el artículo y extractos

Link directo
Do a right-click on the link above
and select “Copy Link”

We are using cookies for the best presentation of our site. Continuing to use this site, you agree with this.